• shh

El chico del jazz y los libros

Actualizado: oct 23



¿Has sentido alguna vez como tu corazón se acelera y se detiene al mismo tiempo? Es como tocar el cielo, dar un paseo por las nubes, es como si fueras a saltar al vacío confiando perfectamente que tu paracaídas se abrirá en el momento adecuado. Así me siento yo contigo, ni si quiera puedo explicar lo que siente mi corazón en estos momentos, me siento plenamente feliz como nunca en mi vida lo había estado y varias veces al día me pregunto, ¿esto que siento es amor? y no me malinterpretes por cuestionarme pero nunca había experimentado estos sentimientos dentro de mi ser.


Todos tenemos nuestra historia, mis historias de amor son dignas de una serie de Netflix pero la temporada más importante la estoy viviendo ahorita, toda mi vida soñé con enamorarme de verdad y digo de verdad porque obviamente me he enamorado, pero jamás de esta manera, sin toxicidad, simplemente fluyendo en un mar de paz y tranquilidad. Ahora que veo en retrospectiva mi vida, cada relación que tuve me enseñó a valorarme, amarme y a quererme.


Es como si me estuviera preparando para ser una mejor persona, la persona ideal para ti, claro que hubo muchas lágrimas de por medio y por algo me hice una persona sumamente fría, que no expresaba sus sentimientos y que contradictorio porque mi Instagram está lleno de amor, amor a mis amigos, amor a mi misma, amor por mis mascotas, amor por mi profesión o mis hobbies pero nunca amor hacia alguien, no sentía compromiso por el amor, incluso muchas veces llegué a pensar que no existía y no era digna de sentir algo bonito en mi vida, pensé que el amor era conformarse con una persona que es a fin a ti y obligarte a amarla con el tiempo.


Debo confesar que mi estabilidad mental no estaba bien, desde hace años que no podía sentir plenitud en mi vida, soy una persona super proactiva, amo hacer cosas que me gustan, siempre estoy en la búsqueda de tener más conocimiento sobre lo que me interesa, capacitarme, estudiar y aprender para ser mejor, llegué a un punto en el que me saturé de actividades, tenía demasiado trabajo, las personas a mi alrededor me comenzaron a admirar y aún y cuando cumplí sueños, no me sentía feliz, probablemente trataba de llenar el vacío de no sentirme amada con el trabajo, no lo sé, sigo descubriendo mis sentimientos, lo que sí se es que mi salud y estabilidad mental me importa y siempre he tratado de cuidarla.


Hace meses me sentía mal emocionalmente, mi vida no parecía tener un verdadero sentido, me odiaba a mi misma por no poder disfrutar las bendiciones con las que cuento en mi vida, porque debo decirlo soy una persona muy afortunada, claro dentro de lo que Dios nos manda hay obstáculos que tenemos que superar como enfermedades, crisis, pruebas etc. pero a pesar de eso soy bendecida con mis amigos, familia, proyectos y aunque que sonreía y trataba de hacer sentir bien a mi mundo, yo no era feliz.



Y entonces todo lo que anhelaba sentir llegó, ese amor bonito de película se manifestó desde el primer día en el que vi tu sonrisa y tu forma de hablar sobre la vida. Jamás imaginé que serías tu quien me salvara, desde que comenzamos a platicar por mensaje me sentí intrigada e interesada, era como si mi lado intelectual se sintiera liberado, confié en ti desde el primer momento, sabía que eras alguien bueno, pero tenía miles de miedos y me sabotié, a pesar de eso seguías ahí como cuando le encomiendan la tarea a un caballero de la época medieval de salvar a una princesa que no quiere ser rescatada, el caballero insiste de una manera tan inteligentemente gentil que hace que la princesa acceda y salte de la torre hacia sus brazos.


Una noche estrellada de septiembre te conocí, ese día me dediqué simplemente a observarte y escucharte, como cuando vas a ver a jazz, todos tu sentidos están poniendo atención a lo que realiza cada músico y como improvisa de una manera hermosa, así me sentí esa vez, tu observabas jazz, yo te observaba a ti. Hablabas con tanta pasión sobre arte y cultura, era como leer mi libro favorito, entre más leía más me interesaba y cada cambio de página me hacía sentir emocionada por lo que venía. Ahí dije wow, es inteligente como yo, nuestros cerebros se encontraron, no es igual a los demás, es diferente y eso me hacía sentir además de emoción un pánico enorme, un pánico enorme y a la vez bonito. No estaba acostumbrada a alguien como tú, ¿Cómo me di cuenta que en realidad sentía algo? empecé a sentir nervios, yo siempre he sido fiel a mi esencia y autenticidad pero antes de conocerte pensaba que era una mujer segura de mi misma, contigo eso cambió, no porque me hicieras sentir insegura, si no porque me sentía nerviosa, como si volviera a la secundaria y sintiera por primera vez mariposas en el estómago.

"En un beso, sabrás todo lo que he callado" (Pablo Neruda)

Leer mi libro favorito se convirtió un dulce pasatiempo de horas y horas de conversaciones sin fin, conversaciones llenas de risas, arte y diversión. Entonces te besé y con ese beso no hubo más dudas, el hielo que sentía mi corazón poco a poco se fue derritiendo hasta convertirse en una hermosa agua cristalina y aunque confieso que aún tengo miedo, no tengo ni una sola duda de que quiero estar contigo. Un beso que duró para ser exactos 5 minutos con 15 segundos como una canción de Arcade Fire. ¿Con un beso puedes expresar tus sentimientos? La respuesta es sí, ese día te dije todo lo que sentía con mis labios, algo que no podía expresar con palabras, decidí demostrártelo en ese momento. Con un beso te dije lo mucho que me gustabas y como esta princesa estaba cayendo poco a poco en los brazos de un noble caballero, un caballero que hace locuras por amor como ponerse una playera del equipo de fútbol al que le va la princesa.



Todo ha sido demasiado rápido, pero las mejores historias de amor son así, tu me haces ser una mejor mujer, haces que sea feliz, que mis miedos por un momento se esfumen de mi corazón, y aunque tal ves no se vayan del todo, el miedo se presenta porque te aprecio tanto que no quiero perderte. Entre los dos escribiremos nuestra historia, dos protagonistas que se encontraron en el momento exacto de sus vidas para enamorarse y así contar un cuento lleno de misterio, amor y risas. El camino no será sencillo, porque las mejores cosas que pasan en la vida no son fáciles pero estos protagonistas son creativos, listos y les encanta resolver problemas así que obviamente van a aprender a caminar juntos por ese sendero. Gracias infinitas por demostrarme que el amor existe, por aparecer cuando más te necesitaba y menos te buscaba, por insistir y sobre todo por quererme, cuidarme y protegerme. Te quiero.


“Lo más grande que te puede suceder es que ames y seas correspondido.” Moulin Rouge

@roussalazar_


58 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo